Espumosas margaritas a la maracuyá y piña

Presentación

Las espumosas margaritas a la maracuyá y piña combinan champagne, tequila, dulce piña e intensa maracuyá para lograr la mejor receta de margaritas de siempre… ¡con un toque fresco, afrutado y burbujeante!

Las margaritas no solo son muy buenas de beber, sino que también divertidas de realizar… y te harán sentir tod@ un expert@ mixólogo 😉

 


Información

  • Dificultad: baja
  • Tiempo preparación: 10 min
  • Coste: normal
  • Dosis: para 6 personas

Ingredientes

  • Piña fresca troceada: 1 vaso (+ para decorar)
  • Pulpa de maracuyá fresca: ½ vaso (= 5 frutos)
  • Zumo de piña/maracuyá: ½ vaso
  • Zumo fresco de lima: 1 vaso
  • Zumo fresco de limón: ½ vaso
  • Tequila: 1 ½ vaso
  • Licor de naranja: ½ vaso
  • Champagne/Cava: 1 botella
  • Sal: 2 cucharadas
  • Azúcar blanco/moreno: 2 cucharadas
  • Hielo: al gusto
  • Hojas de hierbabuena: para decorar
  • Cáscara de lima: para decorar

Realización

En tu batidora vierte los trozos de piña, el zumo de piña o maracuyá (dependiendo de lo que encuentres), zumo de lima y zumo de limón y bate.

Haz pasar el líquido por un colador de malla fina y transfiere en una jarra con hielo.

espumosas margaritas con maracuyá y piña 3.jpg

Añade la tequila, el licor de naranja y la pulpa de maracuyá a la jarra y mezcla.

En un pequeño bol a parte junta la sal con el azúcar. Pasa una lima sobre el borde de los vasos en los cuales servirás tus margaritas, para humedecerlo, y sucesivamente báñalo en la mezcla de azúcar y sal.

Divide la mezcla para margaritas entre 6 vasos (u 8 más pequeños) rellenados con hielo, dejando espacio para añadir champagne/cava.

Cuando estés a punto de servir, añade el champagne y decora con hojas de hierbabuena fresca, cáscara de lima y trocitos de piña.

¡Listas!

¡BUEN PROVECHO!


Sugerencias

Puedes preparar la mezcla para margaritas (sin ponerla en hielo) unas horas antes de servir y conservar en la nevera. Media hora antes de servir puedes sacarlo para que no esté demasiado frío y añadir el hielo y el champagne cuando quieras ofrecerlo a tus comensales 😉

Melocotones a la parrilla con mascarpone

Presentación

Todos se quedarán fascinados y cautivados por esta irresistible receta. Imagínate a unos sabrosos y veraniegos melocotones con unas delicadas marcas de la parrilla tan ricas de sabor, cubiertas por una voluptuosa cucharada de mascarpone aromatizado a la vainilla.

Todo esto completado por dulce miel, espolvoreado con crujiente granola y una frambuesa roja y unas hojas de vibrante hierbabuena para un toque extra de color.

Un postre sencillo pero extremadamente rico… que te dejará soñando sobre cuando volverás a prepararlo 😉


Información

  • Dificultad: baja
  • Tiempo preparación: 30 min
  • Coste: normal
  • Dosis: para 4 personas

Ingredientes

  • Melocotones: 6 (maduros pero firmes)
  • Aceite de girasol: 2 cucharaditas
  • Mascarpone: 250 g
  • Semillas de ½ vaina de vanilla
  • Extracto de vainilla: ½ cuchardita
  • Granola con miel: 100 g (puede sustituirse por muesli o nueces/almendras picadas)
  • Miel: 60 ml
  • Frambuesas frescas: 12
  • Hojas de hierbabuena: para decorar

Realización

Calienta la parrilla o la sartén grill.

Mientras esperas, lava los melocotones y córtalos por la mitad. Elimina el hueso.

melocotones a la parrilla.jpg

En un bol, vierte el mascarpone y añade el extracto de vainilla y las semillas de la vaina. Mezcla y refrigera.

Con un pincel de cocina, unta ligeramente la superficie de las mitades de los melocotones con aceite. Asa cada mitad durante unos 3 minutos o hasta que tengan unas bonitas marcas de la parrilla y entonces, con la ayuda de una espátula, da la vuelta y deja asar el otro lado durante unos 3 minutos más, para que se ablanden pero mantengan su forma. Retira de la parrilla.

Con dos cucharas (o una cuchara de helado) forma una bola de mascarpone y colócala en cada mitad de melocotón. Esparce miel por encima y coloca sobre 1/3 parte de la superficie del melocotón la granola. Decora con una frambuesa y hojas de hierbabuena.

 

Sirve inmediatamente.

¡Listos!

¡BUEN PROVECHO!


Sugerencias

Puedes preparar tu granola sol@: mezcla tus muesli favoritos con nueces y almendras picadas y deja tostar en el horno hasta que se conviertan en crujientes delicias.

Brochetas de pollo caprese

Presentación

¿Qué forma mejor de aprovechar esta maravillosa estación que hacer una barbacoa?

Si quieres probar una combinación exitosa prueba con estas brochetas de pollo caprese: ¡se convertirán en un must tus cenas veraniegas!

Imagínatelas: bocaditos de pollo e frescos tomates cherry deslizados sobre brochetas y cocinados absorbiendo todo el aroma de la barbacoa y completadas con suave y cremosa mozzarella y un toque muy intenso de pesto de albahaca fresco y gotas de dulce y ácida crema balsámica… ¡a que suena cautivador! 😉


Información

  • Dificultad: baja
  • Tiempo preparación: 20 min
  • Coste: normal
  • Dosis: para 4 personas

Ingredientes

  • Pechugas de pollo: 600 g
  • Tomates cherry: 400 g
  • Aceite de oliva virgen extra: 1 cucharada
  • Bocaditos de mozzarella fresca: 200 g
  • Sal: al gusto
  • Pimienta: al gusto
  • Crema de vinagre balsámico: 3 cucharadas

PESTO A LA GENOVESA CASERO:

  • Albahaca (hojas): 40 g
  • Parmigiano Reggiano rallado: 3 cucharadas
  • Piñones (o anacardos): 2 cucharadas finamente picadas
  • Diente de ajo: 1 (opcional)
  • Aceite de oliva virgen extra: 1/3 taza

Realización

Si vas a emplear unas brochetas de madera (de 20-25 cm de largo), ponlas a remojo en agua durante una hora por lo menos, para que cuando luego las pongas en la barbacoa.

Calienta la barbacoa.

Pica las pechugas de pollo en trozos para poner 4 en cada brocheta. Coloca el pollo alternando con 3 tomates cherry.

Esparce con un pincel de cocina 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra por ambos lados de las brochetas y sazona con sal y pimienta.

Cocina sobre la barbacoa las brochetas durante aproximadamente 5 minutos por lado.

En la espera, prepara el pesto: en un mortero (o si tienes prisa en tu batidora) forma una crema con hojas de albahaca, Parmigiano Reggiano rallado, piñones (o anacardos) y ajo [opcional]. Sazona con sal, pimienta e incorpora aceite poco a poco mientras sigues mezclando.

Cuando las brochetas están listas, retira de la barbacoa y desliza una bolita de mozzarella en cada extremidad.

Esparce sobre cada brocheta pesto por encima y unas gotas de crema de balsámico.

Sirve calientes.

Brochetas de pollo caprese
Brochetas de pollo caprese

¡Listas!

¡BUEN PROVECHO!


Sugerencias

Si tienes mucha prisa o tratas de preparar varios platos a la vez para unos comensales inesperados puedes preparar la receta con un pesto del supermercado. Puedes prescindir del toque de crema de balsámico si no te gusta su dulce y ligeramente ácida aportación.

Si quieres otras originales ideas para brochetas en la barbacoa prueba las deliciosas brochetas hawaianas o, si buscas algo con marisco, las gustosas brochetas con gambas y piñas 😉

Coleslaw – Ensalada de repollo, zanahoria y manzana

PRESENTACIÓN

Esta ensalada de repollo, zanahoria y manzana es ideal para los días calurosos de verano o para una guarnición fresca y crujiente. 🥗 🥕🍏

Esta mezcla de verduras y fruta, posiblemente inusual para el paladar de muchos hispanohablantes, es realmente sorprendente y te cautivará desde el primer bocado.

Esta simple y antigua receta proviene de los Países Bajos 🇳🇱, donde con la abreviación koolsla se hace referencia a la combinación de repollo y zanahoria, en principio aliñada con aceite o vinagreta. El nombre actualmente más popular en el extranjero, coleslaw, se desarrolla cuando la receta llega a mediados de siglo XIX en el Reino Unido. Hoy, sin embargo, os propongo una variación con manzana y mayonesa forjada en Polonia 🇵🇱, donde desde hace muchas décadas se encuentra en los platos de adultos y pequeños: es una de las guarniciones más típicas al lado de tortitas de patatas con gulash o de asados de carne. 


INFORMACIÓN

  • Dificultad: baja
  • Tiempo preparación: 10 min
  • Coste: muy bajo
  • Dosis: para 3-4 personas

INGREDIENTES

  • Repollo blanco: 1/2 mediano;
  • Zanahorias: 2 medianas;
  • Manzana: 1/2;
  • Cebolla: 1/4 mediana;
  • Mayonesa: 3-5 cucharadas:
  • Sal: al gusto;
  • Pimienta: al gusto;
  • Zumo de limón: un poquito (para evitar que las manzanas se oxiden).

REALIZACIÓN

La realización de la ensalada es muy simple, puesto que todos los ingredientes son crudos.

El repollo hay que cortarlo finamente en juliana (3-5 mm de anchura, no más).

La cebolla hay que picarla muy fina también, para que su aporte sea lo mas delicado y homogéneo posible, sazonarla con sal y pimienta y removerla antes de añadirla al bol.

Las zanahorias y las manzanas peladas hay que rallarlas utilizando la malla más grande del rallador.

[Truco: Las manzanas es conveniente rallarlas por últimas y, para evitar del todo que se oxiden, rociarlas con unas gotas de limón para que dejen de cambiar de color. 😉 ]

Ahora hay que juntarlo todo en un bol y añadir las cucharadas de mayonesa. Dependiendo de lo fina o espesa que esté la mayonesa, puede hacer falta un ajuste en la cantidad.

Y con tal solo mezclar bien, ¡ya está lista tu ensalada crujiente!

Coleslaw - ensalada polaca de repollo, zanahoria y manzana
Coleslaw – ensalada polaca de repollo, zanahoria y manzana

¡BUEN PROVECHO!


SUGERENCIAS

Consuma la ensalada dentro de 2 días y tápala con película transparente antes de ponerla en la nevera.

¡Combina extraordinariamente con platos de carne!

Prueba la ensalada con un aliño clásico de aceite y sal o de aceite y vinagre. Puedes también experimentar añadiendo hierbas aromáticas como el eneldo, tanto a la versión polaca, como a la neerlandesa.