Kogel-mogel horneado con frambuesas

Presentación

El Kogel-mogel es un postre polaco adorado por los niños y los adultos.

Hoy os presento una revisitación de la receta original, que es similar a un ponche de huevo.

Prepararemos una versión con frambuesas, completamente segura para el verano, puesto que las yemas serán horneadas por un breve tiempo.


Información

  • Dificultad: baja
  • Tiempo preparación: 25 min
  • Coste: normal
  • Dosis: para 4 personas

Ingredientes

  • Yemas: 6
  • Azúcar glás: 6 cucharaditas
  • Ramas de vainilla: 2
  • Frambuesas: 500 g

Realización

Pon las yemas en un bol grande. A las yemas añade las semillas de las ramas de vainilla y 3 cucharadas colmas de azúcar glás.kogel-mogel horneado con frambuesas 2

Bate las yemas con la ayuda de una batidora eléctrica. Cuando todos los ingredientes estén bien mezclados y empiecen a airearse, añade el resto de azúcar glás. Sigue batiendo hasta que la masa haya doblado su volumen.

 

El tradicional kogel-mogel estaría listo, pero para esta versión faltan unos pequeños pasos.

En unos pequeños recipientes aptos para el horno coloca unas frambuesas y recubre con las yemas batidas.

Hornea el kogel-mogel en horno pre-calentado a 200° durante 8-10 min.

Sirve aún caliente.

¡Listo!

¡BUEN PROVECHO!


Sugerencias

Esparce un poco de azúcar glás para acabar el look del postre.

Puedes sustituir las frambuesas por arándanos, fresas, moras, grosella, etc.

Sirve el kogiel-mogiel horneado aún caliente con unas bolas de helado a la vainilla.

Para un toque fresco, decora con hojas de hierbabuena o melisa.

Berlinas – Bomboloni – Pączki

Presentación

Carnaval está muy cerca y no se puede dejar pasar una ocasión como esta sin preparar algo para los más glotones.

Las berlinas, bombas, donuts sin agujero, bomboloni (en italiano) o  pączki (en polaco), son unas bolas de masa muy suave que se fríen y rebozan en azúcar.

Existen en todos las cucinas de todos los países porque, sinceramente, ¿quien se resiste a algo tan bueno?

Para los más atrevidos: se pueden rellenar con crema, nocilla, nata o mermelada… una delicia para el paladar 😉


Información

  • Dificultad: baja
  • Tiempo preparación: 20 min (+3h 30min de reposo)
  • Coste: muy bajo
  • Dosis: para 4 personas (15 berlinas)

Ingredientes

  • Leche: 100 ml
  • Levadura fresca en cubito: 10 g
  • Azúcar: 20 g (+ para rebozar)
  • Aceite de girasol: 40 ml (+ para freír)
  • Huevo: 1
  • Naranja: ralladura de 1/2 cáscara
  • Harina de trigo: 140 g
  • Harina de fuerza: 140 g
  • Aroma: 1 ml (vainilla o naranja) – opcional

Realización

Calienta un poco la leche y disuelve la levadura allí.

Añade a la leche el aceite, el huevo, el aroma, la ralladura de naranja y el azúcar. Mezcla.

Incorpora las harinas tamizándolas y mezclando constantemente para evitar grumos.

Mezcla durante unos 5 minutos, para que la masa logre una consistencia elástica y homogénea.

Haz una bola con la masa y deja que repose unas 2h 30min- 3h, cubierta con un trapo limpio y en un lugar caliente. Tiene que triplicar el volumen.

Ahora espolvorea un poco de harina de trigo sobre la encimera y amasa la masa que ha reposado, para que sea lisa.

Extiende con la ayuda de un rodillo de cocina, hasta un espesor de poco más de 1 cm.

Con un vaso o un cortador circular saca unos círculos de masa y colócalos en un sitio sonde puedan seguir creciendo durante una media hora.

Calienta abundante aceite de girasol en una sartén y cuando esté bien caliente (unos 170°C), empieza a freír las berlinas.

Debes girar más veces cada berlina, para que se dore y cocine uniformemente.

Reboza las berlinas aún muy calientes en azúcar granulado.

¡Listas!

¡BUEN PROVECHO!


Sugerencias

berlinas.pngPuedes preparar una crema o emplear nata batida, mermeladas o nocilla para rellenar cada berlina con una manga pastelera.

Si prefieres espolvorear la superficie de las berlinas con azúcar glás en lugar del granulado, adelante! Es cuestión de gustos 😉

Conserva durante 2 días bajo una campana de cristal.